Siguiendo con esta serie de consejos que llevo elaborando desde que cambio el “sitio” de mi blog, y gracias a people&fitness, que me proporciona todo lo necesario en lo que a supementación se refiere, ilustrándome también como utilizar estos suplementos Hoy vamos a hablar de la Glutamina y como usarla para convertirla en una gran aliada en nuestras disciplinas, especialmente en lo que a la recuperación se refiere.

Como siempre no soy experto en la materia, ni científico, ni he estudiado química ni bioquímica, pero junto el asesoramiento de expertos en la materia y según mi propia experiencia me puedo permitir daros algunos consejos, aunque contrastar mis consejos, con profesionales, siempre puede ser una buena opción.

La glutamina es uno de los 20 aminoácidos que forman las proteínas, parte estructural del cuerpo humano, aunque sus funciones son mucho más extensas. Se trata de un aminoácido no esencial, lo cual quiere decir que nuestro cuerpo tiene la capacidad de sintetizarlo, fundamentalmente a partir de los grupos aminos presentes en nuestro cuerpo. Se trata del aminoácido más presente en los músculos humanos.

Su función más conocida por tanto queda claro que es la estructural;  A nosotros es una función que nos puede interesar, sin ser la más importante, conservar una buena masa muscular es importante en los deportes de resistencia, más aun cuando nuestro rendimiento también se ve influenciado por la potencia de nuestros músculos (ej pruebas de medio fondo, fondo, contra relojes en ciclismo o incluso ciclistas especializados en “escaladas”).

Junto a esta función estructural, está asociada que favorece la síntesis proteica y además evita el catabolismo muscular. (Recordáis, hablamos de ello con losaminoácidos ramificados).

Sin embargo, la función a la que yo le doy  más importancia, por la que uso suplementos de glutamina y que también tiene que ver con el procedimiento que sigo en su utilización, es que favorece la recuperación del glucógeno, tanto a nivel hepático, como muscular… y creo que ningún deportista de resistencia va a obviar nada que este relacionado con el glucógeno…por su bien.

A partir de esto uno cae en la tentación…me voy a “hinchar” de glutamina que es bueno… sin embargo este es uno de sus mayores problemas, “hincahrse”, eso que a los deportistas de resistencia no nos gusta nada, ganar masa muscular desproporcionadamente o sentirse “pesado”.

Mi recomendación, intentar tomar alimentos ricos en grupos aminos y glutamina, como pueden ser lácteos, carnes rojas, soja, cacahuetes, pavo, alubias secas… especialmente en épocas de grandes cargas o tras entrenamientos de este tipo.

¿Cómo utilizo yo la glutamina? Pues simplemente con lo que acabo de comentar. Después de sesiones duras, dónde el desgaste es máximo. Por ejemplo, un día de series largas, dónde además he incluido un doblaje y paso de largo de los 25 kilómetros, 3-4 gramos de glutamina, antes de acostarme, son suficientes y no solo eso, sino altamente satisfactorios.

Los consejos de las diferentes marcas comerciales giran en torno a los 8 gramos diarios de glutamina, siempre en épocas de gran estrés en lo que a entrenamientos se refiere.

Yo uso la Glutamina de Victory, que además ahora en nuestra página web podéis encontrar con una buena oferta.